tartas Archive

Como te adelanté en Facebook, una nueva tarta llegaría esta semana al blog y aquí está. Tras desear que tu 2019 haya comenzado estupendamente, te presento esta tradicional tarta de crema de plátano (¡con extra de plátano!), una opción que conquistará el paladar de los más mayores 😉 Tiempo de preparación: 1 hora Para: 8 – 10 raciones Dificultad: Fácil Ingredientes Para la corteza de la tarta y el relleno Masa quebrada (puedes comprarla o hacerla tú) 3 plátanos (cortados en rodajas) 5 yemas de huevo 225 gr de azúcar 60 gr de maicena 675 ml de leche 80 gr de plátano maduro (en puré) 30 gr de mantequilla con sal 7,5 ml de extracto de vainilla Para la nata montada 180 ml de nata de [&hellip

Leer más...

¿Vas a celebrar este Halloween 2018? En caso afirmativo, te propongo preparar esta original tarta de calabaza y chocolate. Su sabor te gustará tanto, que querrás volver a prepararla antes de 2019 😜 Preparación: 1 hora (de cocinado) y 30 minutos (de enfriado) Para: 14 porciones Dificultad: Fácil Ingredientes Para la tarta 570 gr de harina 225 gr de cacao en polvo sin azúcar 15 gr de levadura Royal 7 gr de bicarbonato para repostería 1 gr de sal 10 gr de canela en polvo 4 gr de café espresso en polvo 118 gr de suero de leche (puede comprarse en Lidl de la marca Milbona) 60 gr de nata fresca 1 lata de puré de calabaza (puedes comprarlo aquí) 10 gr de pasta de vainilla [&hellip

Leer más...

Si hay algo famoso en Austria – con permiso del actor Arnold Schwarzenegger – es, sin duda, la tarta Sacher. Un bizcocho con una ligera capa de mermelada de albaricoque envuelto de chocolate negro, que suele servirse acompañado de crema chantilly (o nata montada). Receta: Cómo preparar la tarta Sacher ¿Te has preguntado alguna vez quién fue la mente creativa de este delicioso postre? No desesperes, pues a continuación nos adentraremos en la dulce historia que hay tras él. Unos orígenes reales La tarta Sacher o Sachertorte tiene orígenes aristocráticos y hay que remontarse a 1832, cuando el príncipe Klemens Wenzel von Metternich pidió a su joven aprendiz de repostero, Franz Sacher – que por aquel entonces tenía 16 años – un dulce que sorprendiera el paladar [&hellip

Leer más...